En esta ocasión, el segundo grupo de alumnos de la asignatura de Actividad Física y Ejercicio en Poblaciones Especiales, ejecutó varias actividades lúdico-físicas; entre ellas, evaluó la marcha y el aspecto de retención cognitiva, siendo 20 adultos mayores los beneficiados con esta acción.

Los alumnos reflexionaron, gracias a esta actividad, quedando con una tremenda convicción hacia lo que pueden aportar a estas poblaciones especiales y en lo importante que pueden ser en mantener activos a los adultos mayores. Concluyendo que la inserción de un profesional del Ejercicio Físico en este tipo de centros, es totalmente necesario para ejecutar tareas físico-recreativas, manteniendo así, el cuerpo y la mente activa.